Miedo a la soledad: del silencio interno al apoyo social

por

El miedo a la soledad es un sentimiento común y habitual, hoy en día, en muchas personas. Sin embargo, la mayoría de la gente no se pregunta sinceramente:

¿Qué es la soledad?

¿Dónde se origina ese sentimiento?

¿Qué es realmente estar o sentirse sol@?

Yo, personalmente, pasé un periodo en el que me sentí muy solo durante mi adolescencia. Estaba rodeado de un montón de personas que me querían, pero me sentía desconectado.

Este periodo de crisis me ayudó a conocerme profundamente, a aprender a estar conmigo mismo y a vivir en una constante sensación de “estar conectado”.

Por eso, he decidido escribir este artículo, para compartir contigo las principales claves que he aprendido, con el paso de los años, sobre la importancia de aceptarnos a nosotros mismos y vivir en conexión.

El mal de la sociedad moderna: siempre rodeados, pero siempre solos

Hoy en día, con el “desarrollo global” tan frenético que estamos experimentando, en este mundo civilizado donde habitamos más de siete mil millones de personas, es el momento de la historia en el que más personas se sienten solas y desconectadas.

Es curioso ver cómo podemos comunicarnos, en cuestión de segundos, con personas que viven en el otro extremo del planeta, mientras no sabemos nada del vecino de al lado.

Existen muchas investigaciones que demuestran que el aislamiento y la soledad que se siente cuando no puedes confiar en las personas que te rodean es el principal factor que permite predecir el nivel de bienestar.

Durante la mayor parte de la historia de la humanidad, desde hace millones de años, la pertenencia a un grupo social ha sido vital para la supervivencia, un símbolo de protección.

Sin embargo, lo más importante no es tanto la cantidad de contacto que tenemos con los demás, sino la calidad de ese contacto.

Lo relevante es lo aislados que nos sentimos, por eso necesitamos un contacto con el que sintamos que pertenecemos realmente a ese grupo, que las personas que lo conforman nos tienen en cuenta y hay un cuidado mutuo.

Contacto basado en el amor y el afecto.

Entonces, ¿qué podemos hacer para cambiar esta situación?

no es sano estar solo

La importancia del contacto social, sentirte parte de una tribu

Muchas personas piensan que el dinero y la fama son la respuesta a una vida significativa, pero ¿es eso realmente cierto?

Robert Waldinger, psiquiatra de Harvard, maestro Zen y psicoanalista, es director del Estudio de Desarrollo de Adultos de Harvard, que es posiblemente el estudio más largo de la vida de adultos que se haya realizado.

Este estudio empezó hace 75 años con 724 participantes, la mitad estudiantes de Harvard y la otra mitad jóvenes de uno de los barrios más deprimidos de Boston en 1938.

Para que te hagas una idea, por la investigación han pasado 3 generaciones de participantes y de los iniciales solo quedan vivos 60 a día de hoy. Al tratarse de un estudio tan extenso y con una muestra tan diversa, sus conclusiones tienen un valor significativo.

Durante todos estos años, los investigadores hacen encuestas periódicas a los participantes, preguntando por su satisfacción con el matrimonio, el trabajo y sus actividades sociales. Incluso cada 5 años les someten a una revisión médica completa.

De este estudio, surge una y otra vez una lección importante sobre lo que contribuye a la buena vida.

“En pocas palabras, las buenas relaciones nos mantienen felices y sanos” .

En este sentido, volvemos a la importancia del apoyo social y las relaciones de calidad.

A día de hoy, muchas personas creen que el dinero y la fama son lo que hace una buena vida. Como resultado, pasan su tiempo haciendo de estas cosas una prioridad, mientras ignoran sus relaciones.

Esto me demuestra que necesitamos una mejor comprensión de lo que es realmente la buena vida.

En este video, puedes ver las conclusiones de su estudio para encontrar “El secreto de la felicidad”:

Aprender a estar en paz contigo misma

Vivimos ensimismados, mirando a nuestro propio ombligo, a la vez que no nos aceptamos cómo realmente somos.

Tenemos miedo a estar solos, al vacío y el silencio y, sobre todo, a mirar hacia dentro.

Nos cuesta conectar con nosotros mismos, con nuestra esencia.

Y, por consiguiente, no logramos recuperar la conexión con la naturaleza y con nuestro entorno.

Steve Taylor, investigador en Psicología Transpersonal y profesor de psicología de la Leeds Beckett University y hace unos diez años, a causa de una infección bacteriana hospitalaria, vivió una experiencia transformadora: “Cuando me recuperé sentí que era una nueva persona viviendo un nuevo tipo de vida, y decidí investigar en las experiencias de otras personas”.

En su libro “Salir de la oscuridad: del desasosiego a la transformación” cuenta las historias de más de 30 personas que han experimentado un renacimiento después de sufrir profundas agitaciones o intensos traumas en sus vidas, y explica cómo han conseguido pasar del sufrimiento psicológico a la transformación espiritual.

También relata las vivencias de maestros como Eckhart Tolle y Jiddu Krishnamurti que asimismo vivieron el despertar espiritual permanente después de vivir una profunda crisis, demostrando la infinita capacidad del ser humano para superar el sufrimiento y mostrando que el despertar espiritual es una realidad al alcance de todos.

superar miedo a la soledad

En su búsqueda para comprender su vivencia y la de otras personas con situaciones similares, averiguó que “la aceptación es un factor común a esas transformaciones”.

Asegura que los conflictos se originan al “sentirse separado de…” y eso nos genera una gran insatisfacción, la sensación de no estar completos. Por eso queremos más, más riqueza, más control, más poder…

Aquí la clave, sobre todo, es cultivar la capacidad de “sentirnos conectados”.

El silencio interno: más allá de la importancia personal

Para poder aceptarnos a nosotros mismos, es esencial recordar que “tenemos un poder más grande del que podemos imaginar”.

Taylor nos recuerda que “oponemos resistencia al momento presente porque nos pasamos mucho tiempo haciendo cosas que no queremos y estando insatisfechos con nuestras vidas tal y como son”.

Nos sentimos incompletos, sentimos que la vida es “un esfuerzo constante”. Incluso nos resistimos a los procesos naturales de la vida como el envejecimiento y la muerte.

Por eso, es imprescindible recuperar la conexión con la naturaleza, “vivir en armonía contigo mismo y con el entorno”.

Al estar conectados sentimos “más compasión y amor hacia los demás y gratitud y aprecio por la vida”.

La clave está en aceptar, sin juicio.

La autoaceptación es el primer paso hacia el equilibrio interior.

Aceptar “nos permite soltar, ir con la vida” y lo que es más importante “liberarnos de los apegos psicológicos, de estatus, de creencias”.

Los humanos de los primeros tiempos se sentían uno con su entorno y no entraban en conflicto con otros grupos. Hemos perdido esa noción de estar conectados con la naturaleza y por tanto el respeto hacia ella. Debemos recuperar esa conexión.

“Lo que consideramos cordura en nuestra cultura es locura”.

Conectar con la naturaleza sin miedo a la soledad

Nunca estas solo o sola

En Proyecto Aloha nos hemos formado, y preparado a través de la experiencia, para acompañar procesos de vida y ayudarte a superar las dificultades del camino.

Sabemos que al sentirnos solas y separadas, hacemos cosas para agradar a los demás. Y, al intentar agradar a otros, nos vamos desconectando de nuestra propia naturaleza.

Cuando no sabemos escucharnos internamente, nos alejamos de nuestro propio sentir, y pensamos que tenemos que estar continuamente haciendo más y más cosas para llegar a ser felices. Y cada vez necesitamos más tiempo, y no llegamos a alcanzar esa felicidad.

La verdadera aceptación de tu historia personal, de tu propio camino, te puede permitir empezar a vivir en paz.

Aunque no seamos conscientes, lo aparentemente separado esta unido de raíz, no hay que luchar contra la Vida, sino fluir a favor de ti mismo.

Para poder aceptarte personalmente, es imprescindible conocerte a ti misma para dejar de buscar fuera el reconocimiento que sólo puede venir de tu interior.

El agradecimiento de cada situación de tu vida, que te ha traído a este momento presente, tu historia y la de tus antepasados para poder vivir el presente en plenitud.

Comparte tus sensaciones!

Escribe en los comentarios cómo te sientes, que te ha parecido el post o lo que quieras.

Ya sabes, que compartir tus inquietudes y ver que a otras personas les pasa lo mismo que a ti, te puede ayudar a sentirte parte de este movimiento de conciencia y despertar.

Aloha!

Aloha es Compartir. Compartir es Vivir

¿Te has quedado con ganas de más?

Únete a la comunidad de los que elegimos vivir con consciencia, y recibe contenido inspirador para disfrutar una vida llena de significado.

Responsable: LuisMorenoGiner-IraideRabadánAburto SC, siendo la Finalidad; envío de nuestras publicaciones así como correos comerciales. La Legitimación; es gracias a tu consentimiento. Destinatarios: tus datos se encuentran alojados en nuestra plataforma de email marketing Mailrelay ubicada en España, aquí puedes leer su política de privacidad. Podrás ejercer Tus Derechos de acceso, rectificación, limitación o suprimir tus datos en info@proyectoaloha.com.

Acerca del Autor: Luis Moreno

En lugar de resignarme a un trabajo que no me llenaba, he creado Proyecto Aloha.

Ahora vivo de lo que me apasiona. Gracias a cambiar mi percepción del mundo, disfruto de una mayor libertad emocional y ayudo a otras personas a recordar su esencia junto a la mujer que amo.

 Si quieres hacer lo mismo puedes descargar gratis nuestra guía: ¡Únete a la comunidad de los que eligen vivir con consciencia!

También te puede interesar…

Esta es la clave número 1 para dejar de sentirte juzgado

Esta es la clave número 1 para dejar de sentirte juzgado

¿Te da miedo lo que piensen los demás de ti y te limitas? ¿No crees en ti ni en tus capacidades porque sientes que te han juzgado tantas veces que ya desconfías de ti? ¿Crees que siempre hay alguien juzgándote y te pones a juzgar tú también? Hoy voy a compartir...