La llave maestra que abre la puerta de todas las maravillas: la toma de conciencia

por | Mar 8, 2018

¿Cuántas veces has repetido una situación que sabías que te iba a perjudicar y aun así la has llevado a cabo?

Muchas veces en nuestras vidas nos encontramos repitiendo determinados comportamientos y experiencias que nos incomodan, y no sabemos cómo salir de ahí.

Es como un bucle que vuelve a repetirse una y otra vez sin saber cómo detenerlo.

Escuchas una vocecilla que te dice que deberías dejarlo…, pero vuelves a caer.

Y la verdad es que la mayoría de las veces, ni siquiera sabes porque esta sucediendo de esa manera.

O tal vez conoces a alguien cercano, un ser querido al que intentas ayudar a resolver una situación que consideras negativa.

Lo ves sufriendo y le das consejos para que actúe y solucione sus problemas.

Pero por más que lo intentas, lo único que consigues es empeorar la situación.

Los conflictos que nos enferman están basados en patrones que repetimos en nuestras relaciones.

Y estos patrones normalmente son inconscientes.

Ya sea que nos esté pasando a nosotros o que les suceda a otros, siempre queremos culpar a alguien o a algo que se encuentre fuera de nosotros.

Pensamos que las experiencias que vivimos son casuales. Que somos víctimas de unas circunstancias externas que escapan de nuestro control, y que suceden por azar.

No entendemos por qué realizamos estos comportamientos ilógicos e irracionales. Incluso podemos llegar a pensar que nos estamos volviendo locos o que la vida nos está castigando.

Nada más lejos de la realidad.

Yo también pensaba lo mismo, hasta que comencé a trabajar con la información del transgeneracional, y comprendí por mi propia experiencia que estamos procesando una información del clan familiar.

La toma de conciencia es mucho más que un primer paso, es la clave del cambio de percepción para transformar tu vida.

Todas las situaciones que vivimos, en mayor o menor medida, están directamente relacionadas con alguna situación que hemos vivido en un momento anterior de nuestra vida y con situaciones que vivió alguno de nuestros ancestros.

Esos acontecimientos que se repiten una y otra vez de manera insoportable son una especie de programas inconscientes que están grabados en nuestro ADN.

Y que, en determinadas circunstancias, se reproducen buscando una nueva interpretación para solucionar el conflicto.

Se trata de algún sufrimiento que se quedó bloqueado en tu vida o la vida de algún antepasado, y que tú revives buscando una nueva información para afrontar tu momento presente.

Es la misma emoción en un escenario diferente.

¿Cómo funciona la toma de conciencia?

En palabras de Enric Corbera, Psicólogo y creador de la Bioneuroemoción®:

Tomar conciencia es hacer emerger esa información que está en nuestro interior y comprender que estamos viviendo igual que lo hacían nuestros padres y nuestros abuelos. A pesar de que nuestra circunstancia es diferente resolvemos las situaciones de la misma manera.

Cuando comprendemos dejamos de posicionarnos, perdonamos y nos liberamos del victimismo. Alcanzamos una madurez emocional.

Comprender no es lo mismo que entender. Comprender es una sensación que va más allá de lo racional, es dar sentido a algo, aparentemente, ilógico.

Al tomar conciencia comprendemos para qué vivimos lo que vivimos. Lo único que tenemos que hacer es aprender que las situaciones que vivimos en nuestra vida son una oportunidad para crecer en nuestra experiencia de vida.

En el momento en que identificamos la relación entre nuestro estado interno y nuestro entorno, podemos elegir libremente una nueva forma de interaccionar con el mundo de manera voluntaria.

Esto es tomar conciencia.

Según el psicólogo Carl G. Jung, una vez se ha tomado conciencia, se llega a un estado de comprensión en el que se reconoce que todo está entrelazado, que no existe la casualidad y que todo se mueve por leyes muy precisas de carácter universal.

¿Cómo acceder al inconsciente para comprender e integrar cualquier situación de tu vida?

La conciencia sólo ocupa un 3-5% de toda la actividad cerebral.

El inconsciente es el nivel de la mente donde registramos información sin darnos cuenta, y representa el 95-97% de la actividad cerebral.

El Camino al Inconsciente es una de las principales herramientas que utiliza la Bioneuroemoción para acceder a la información almacenada en nuestro inconsciente. Está inspirado en un método desarrollado por el Dr. Albert Ellis, que nos permite acceder a estados emocionales ocultos reprimidos y asociados a situaciones concretas.

Como la experiencia nos ha demostrado, la primera impresión que queda en una situación de estrés importante es la emoción oculta.

Y en el Camino al inconsciente deshacemos el proceso de la experiencia a la inversa para encontrar el origen del malestar, la causa del conflicto.

Todas nuestras creencias, pensamientos, sentimientos y sensaciones físicas se originan a partir de unas emociones, de las que la mayoría de las ocasiones no somos conscientes.

Cuando utilizamos herramientas como el camino al inconsciente, lo que pretendemos es identificar la emoción base sobre la que se forma el estado interior de la persona, y que es la que se manifiesta en su realidad.

La toma de conciencia es un mecanismo natural de nuestra psique. Puede parecer sencillo, pero es profundamente transformador.

Tanto en Arteterapia como en Bioneuroemoción, desde donde nosotros te acompañamos en las sesiones y cursos, la toma de conciencia es la base principal en la que se fundamentan los cambios reales y duraderos.

Del darse cuenta al pasar a la acción: cambia de percepción para cambiar tu vida.

Una vez que nos hemos dado cuenta de las situaciones repetitivas y hemos visto por nosotros mismos la causa que las producía, podemos comprender profundamente las emociones que nos mantenían bloqueados.

Esto produce un cambio en nuestra percepción que nos permite ampliar nuestra conciencia sobre el sentido de la vida y su significado.

De esta forma, podemos integrar nuevos recursos y herramientas para solucionar los conflictos de una vez por todas.

Al tomar conciencia de los procesos internos que crean nuestra experiencia, podemos comprenderlos e integrarlos, para poder realizar los cambios de una forma consciente.

Entonces, dejamos de pensar y empezamos a hacer.

Cuando podemos comprender las cosas que aparentemente no tienen explicación nos sentimos en paz.

Y esta paz contribuye de forma muy clara a nuestro bienestar emocional.

Me interesa tu experiencia

¿Has vivido algúna toma de conciencia en tu vida?

¿A ti también se te repiten situaciones conflictivas que no sabes como solucionar?

Nos vemos en los comentarios.

Aloha es Compartir. Compartir es Vivir

¿Te has quedado con ganas de más?

Únete a la comunidad de los que elegimos vivir con consciencia, y recibe contenido inspirador para disfrutar una vida llena de significado.

Responsable: LuisMorenoGiner-IraideRabadánAburto SC, siendo la Finalidad; envío de nuestras publicaciones así como correos comerciales. La Legitimación; es gracias a tu consentimiento. Destinatarios: tus datos se encuentran alojados en nuestra plataforma de email marketing Mailrelay ubicada en España, aquí puedes leer su política de privacidad. Podrás ejercer Tus Derechos de acceso, rectificación, limitación o suprimir tus datos en info@proyectoaloha.com.

Acerca del Autor: Luis Moreno

En lugar de resignarme a un trabajo que no me llenaba, he creado Proyecto Aloha.

Ahora vivo de lo que me apasiona. Gracias a cambiar mi percepción del mundo, disfruto de una mayor libertad emocional y ayudo a otras personas a recordar su esencia junto a la mujer que amo.

 Si quieres hacer lo mismo puedes descargar gratis nuestra guía: ¡Únete a la comunidad de los que eligen vivir con consciencia!

También te puede interesar…

Miedo a la soledad: del silencio interno al apoyo social

El miedo a la soledad es un sentimiento común y habitual, hoy en día, en muchas personas. Sin embargo, la mayoría de la gente no se pregunta sinceramente: ¿Qué es la soledad? ¿Dónde se origina ese sentimiento? ¿Qué es realmente estar o sentirse sol@? Yo,...

Esta es la clave número 1 para dejar de sentirte juzgado

¿Te da miedo lo que piensen los demás de ti y te limitas? ¿No crees en ti ni en tus capacidades porque sientes que te han juzgado tantas veces que ya desconfías de ti? ¿Crees que siempre hay alguien juzgándote y te pones a juzgar tú también? Hoy voy a compartir...